Cuándo dejar de dar el pecho y cómo dejar de amamantar

lactancia-materna-8

La leche materna es el mejor alimento que puede recibir el bebé. Se recomienda que el bebé tome lactancia materna exclusiva al menos durante los seis primeros meses de vida. Pero seguro que te has planteado o te ha surgido la duda: ¿hasta cuándo se debe mantener la lactancia materna? ¿ Cuándo dejar de dar el pecho ?

Cuándo dejar de dar el pecho

Nadie mejor que tú para decidir cuándo es el mejor momento para dejar de dar el pecho.

Las asociaciones de pediatría recomiendan mantener la lactancia materna al menos durante el primer año de vida del bebé. Hasta los 6 meses será lactancia materna exclusiva y a partir de los 6 meses se complementará introduciendo poco a poco alimentos sólidos.

Incluso hay corrientes que promueven mantener la lactancia materna durante todo el tiempo que sea posible.

Por lo tanto, decidir cuándo dejar de dar el pecho es algo que debe hacerse paulatinamente, poco a poco, sin presiones ni influencias externas, cuando la mamá considere que es el momento oportuno o cuando el bebé decida naturalmente dejar de tomar el pecho.

 

lactancia-materna

 

Cuando el bebé decide dejar de tomar el pecho

Como hemos comentado anteriormente, la alimentación complementaria se suele comenzar alrededor de los 6 meses.

En ese momento el bebé comienza a probar otro tipo de alimentos (papillas, sopas, purés, etc.), puede comenzar a tener interés por estos alimentos y dejar un poco de lado el pecho.

A medida que vaya creciendo, el bebé irá adquiriendo mayor autonomía en sus rutinas a la hora de comer (podrá beber él solito de un vaso, podrá coger la cuchara, podrá experimentar con la textura de los alimentos) lo que también le hará explorar nuevas sensaciones y sentir más atracción por la comida e ir dejando poco a poco la lactancia materna.

Pero ojo, el hecho de amamantar el bebé no significa únicamente proveerle de alimento. Al amamantar al bebé estamos estableciendo un fuerte vínculo afectivo y emocional que muchas veces es el que más influye a la hora de que el bebé deje el pecho por sí mismo.

Cuando la mamá decide dejar de dar el pecho

Es posible que te hayas preguntado cuándo dejar de dar el pecho y has considerado que, por la razón que sea, ha llegado el momento.

En este caso, lo que puede ocurrir es que tú estés preparada para dejar de amamantar el bebé pero él no lo esté.

¿Qué debes hacer?

  • Ante todo debes intentar que no sea un proceso traumático para el bebé.
  • Inicia el destete lenta y progresivamente observando las reacciones del bebé. Hay pequeños que se adaptan mejor a los cambios que otros.
  • Sáltate una toma muy gradualmente y ofrécele, en lugar del pecho, otros alimentos.
  • Incorpora a tu pareja o al papá del bebé y que pueda tomar un papel más activo en la alimentación del pequeño ya que, hasta ahora y debido a la lactancia materna, la protagonista ha sido la mamá.
  • Acorta paulatinamente el tiempo de duración de cada toma y, una vez finalizada ésta, ofrece al bebé algún alimento acorde a su edad ( puré de fruta, papilla, etc.)
  • Cuando el niño es un poco más mayor puedes demorar las tomas y proponerle a cambio realizar alguna actividad. Si por ejemplo te pide que lo amamantes cuando estáis en el parque, intenta razonar con él y explicarle que lo harás más tarde en casa antes de acostarse, por ejemplo.

¿Cómo dejar de amamantar?

El destete debe realizarse de forma progresiva y gradual.

Debemos tener en cuenta que el hecho de amamantar al bebé, no sólo consiste en proporcionarle alimento, también se establece un vínculo materno muy fuerte que le proporciona calma, seguridad y protección.

Por lo tanto, debemos respetar el ritmo del bebé y sus necesidades ya que un destete precipitado y forzado puede afectar al bebé tanto a nivel físico como emocional.

En muchas ocasiones no resulta sencillo dejar de amamantar al bebé y por más indicaciones que sigues ves que no lo consigues. Lo importante es mantener la calma y un alto nivel de paciencia. Quizá es que el momento aún no ha llegado o que ni el bebé ni tú estáis preparados. Relájate e inténtalo de nuevo al mes siguiente. Finalmente lo conseguirás.

 

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *