Cómo asear a un bebé recién nacido: mejores consejos y accesorios

como-asear-beb-recien-nacido

Uno de los momentos con los que más disfrutan los bebés suele ser la hora del baño. Aunque para otros puede convertirse en uno de los momentos más temidos. Por regla general, es un tiempo de disfrute y relajación para ellos, aunque como os decimos, no en todos los casos.

De cualquier manera, si quieres saber cómo asear a un bebé recién nacido, vamos a darte algunos consejos y hacer un repaso con los mejores productos de baño para bebés más recomendables.

Aseo de bebé recién nacido: Qué debes saber

¿Eres de los padres que disfrutan con el momento del baño de tu bebé? O por el contrario ¿eres de los padres que temen la llegada de la hora del baño porque tu bebé lo detesta?

Si estás en el primero de los casos, ¡enhorabuena! El momento del baño es una ocasión excepcional para disfrutar junto al bebé, participar con él en juegos, masajes y convertirlo en un momento de relax que con una rutina adecuada puede ayudar mucho al bebé a la hora de conciliar el sueño.

Si estás en el segundo de los casos, ¡no desesperes! Habitualmente en un pequeño espacio de tiempo suele remitir y el bebé aprende a disfrutar con el agua y el momento del baño.

Sea cual sea tu situación, el aseo del bebé es imprescindible. Si el bebé disfruta en el agua seguramente lo realizaréis más a menudo que si al bebé no le gusta pero en cualquier caso hay que llevarlo a cabo.

En un bebé recién nacido, no se recomienda el baño diariamente. La piel de los pequeños es muy delicada y el bañarlos todos los días puede hacer que eliminemos las barreras protectoras que cubren su piel.

Si lo pensamos, un bebé realiza muy poca actividad y no necesita un baño diario. Lo que sí se recomienda hacer es limpiar con esponja, agua y jabón neutro el culito en cada cambio de pañal y si regurgita o echa leche igualmente limpiarlo con esponja, agua y jabón neutro cuando realicemos el cambio de ropita.

Si esta rutina la llevamos a cabo habitualmente, con bañar al bebé dos o tres veces por semana es más que suficiente.

👉 ¡No te pierdas! Productos imprescindibles para salir de paseo con el bebé.

Cómo asear a un bebé recién nacido de forma correcta

Como ya hemos comentado anteriormente, el bebé no necesita un baño diario. Perfectamente podemos bañarlo unas dos o tres veces por semana.

Si tienes dudas sobre cual es la mejor forma de asear a un recién nacido correctamente, te dejamos algunos consejos para que puedas mantener a tu bebé limpio y cómodo de forma segura.

  • Prepara el área de cambio. Lo ideal es que elijas un lugar de casa para llevar a cabo el aseo y la higiene del bebé. Este lugar debe ser una estancia que permita mantener una temperatura adecuada para el aseo del bebé. Dispondremos todas las cosas para el aseo del bebé de manera que las tengamos a mano y no tengamos que dejar al bebé solo en ningún momento para ir a por ninguna de ellas.
  • Cambio de pañal. Revisaremos frecuentemente el pañal del bebé, cada dos o tres horas, para ver si se encuentra muy cargado y cambiarlo para evitar irritaciones en el culito. En cada cambio de pañal se debe limpiar la zona con una esponja y jabón neutro y secar muy bien a toquecitos, sin arrastrar la toalla sobre la piel del bebé. Revisar bien todos los pliegues de la piel para limpiar y secar bien esa zona. Siempre que puedas, evita la utilización de toallitas húmedas ya que su uso continuado puede provocar irritaciones. En caso de que sea necesario o veamos que aparecen rojeces, puedes aplicar crema para el cambio de pañal.
  • Baño. Como ya hemos comentado, el baño es recomendable realizarlo unas dos o tres veces por semana y el resto del tiempo mantener una higiene mediante el lavado con una esponja y jabón neutro en el cambio de pañal y las zonas donde lo necesite. Cuando bañemos al bebé, el agua para el baño debe estar a una temperatura de unos 37º y para asegurarnos que está a la temperatura óptima para el bebé nos será de mucha utilidad un termómetro de baño. Utilizaremos una esponja natural y jabón neutro para la limpieza de todo el cuerpo. Posteriormente secaremos con una toalla de algodón a pequeños toques, secando bien todos los pliegues de la piel donde se pueda acumular la humedad y sin restregar.
  • Cuidado de la piel. Después del baño aplicaremos crema hidratante por todo el cuerpo. En la zona del pañal aplicaremos una crema especial si es que hay rojeces o lo necesita el bebé.
  • Vestir al bebé. Después del cambio de pañal o del baño, viste al bebé con ropa cómoda y limpia.
  • Lavado regular. La higiene es fundamental para la salud del bebé, por eso es recomendable que llevemos a cabo un lavado frecuente con agua tibia y jabón neutro prestando especial atención a aquellas zonas en las que más suciedad o humedad se pueden acumular como son el cuello, la zona del pañal, los pliegues de brazos y piernas, etc.

Con estos simples pasos te aseguras de que tu bebé estará limpio, fresco y cómodo.

Lista de productos de aseo para bebés recién nacidos

En el mercado hay productos de baño para bebés para cada una de las situaciones que te puedas imaginar. Pero seguramente te surgirá la duda de qué es necesario y qué no.

¿Tienes pensado regalar una cesta con productos de higiene para bebés? Si no quieres hacerte con un arsenal de productos aseo para bebés que después no vayas a necesitar, te explicamos los que consideramos imprescindibles o cosas necesarias para el aseo de un bebé.

Bañera o hamaca para el baño

En función de las necesidades de cada familia se debe estudiar qué opción es la más adecuada. Hay que valorar cuestiones como el espacio del que disponemos para incluir una bañera específica para el bebé, si quiero bañarlo en la bañera o lavabo (durante las primeras semanas de recién nacido) y no en una adicional para el bebé, si prefiero una evolutiva que sirva hasta que el bebé sea más mayorcito, etc. En el mercado tenéis multitud de opciones para las preferencias de cada familia. Lo importante es que valoréis la comodidad de los padres y la comodidad del bebé a la hora de bañarlo para que se pueda disfrutar de un baño agradable y esté seguro.

Productos de higiene infantil

Debido a su delicada y sensible piel es recomendable que los productos de baño para bebés que utilicemos sean formulados específicamente para ellos ya que respetarán el cuidado de su piel. Es recomendable que los geles, cremas y champú sean neutros y sin jabón ni perfumes para evitar posibles reacciones alérgicas en la piel.

Esponja de baño

En la lista de aseo para bebé recién nacido tampoco puede faltar la esponja. Es recomendable utilizar una esponja natural ya que son mucho más suaves.

Capa de baño y muselinas

Una vez que saques al bebé de la bañera tienes que secarlo. El secado de la piel del bebé también debe hacerse de forma suave, sin fricciones que puedan irritarle la piel. Para el secado os recomendamos la utilización de una capa de baño con capucha para secar a la vez la cabecita del bebé. La capa de baño debe ser 100% algodón ya que estará en contacto con la piel del bebé y debe ser lo más respetuoso posible con esta.

como-asear-bebe-recien-nacido

Las muselinas también nos pueden servir para eliminar el exceso de agua cuando sacamos al bebé de la bañera. También deben ser 100% algodón.

como-asear-bebe-recien-nacido

Nos vendrán muy bien y serán nuestro gran aliado pero es recomendable no abusar de su utilización. El cambio de pañal en casa es recomendable que se limpie el culito del bebé con una esponja y agua con jabón neutro. Si estamos fuera de casa no nos quedará más remedio que utilizar toallitas.

Pañales

Puedes utilizarlos desechables o de tela. Los desechables tienen la comodidad de que son de usar y tirar pero se gastan muchos a lo largo de los primeros años de vida del bebé. Los de tela son mucho más respetuosos con el medio ambiente, el gasto económico es mucho menor pero nos llevará más tiempo ya que tendremos que lavarlos continuamente en cada cambio de pañal.

👉 Quizás te interese: ¿Qué es la dermatitis del pañal y cómo aliviarla?

Cepillo y peine

Es recomendable que los cepillos sean de cerdas suaves y a ser posible naturales y que esté indicado para el uso en bebés.

Tijeras para bebés

Quizá tengas que armarte de paciencia porque hay bebés que no nos ponen nada fácil el hecho de cortar las uñas. ¡¡¡y les crecen a un ritmo impresionante!!! Es importante que te hagas con unas tijeras de punta redondeada para que no se lastime el bebé y que sean específicas para ellos.

Termómetro de baño

Quizá el termómetro de baño no es imprescindible en la lista de aseo para un bebé recién nacido para algunos padres. En nuestra opinión es un instrumento que nos facilita en un momento saber si el agua está a una temperatura óptima para el baño y es un producto muy económico. Así que lo incluimos como un producto que es recomendable tener a mano.

Como ves, cómo asear a un bebé recién nacido puede ser una tarea más fácil con estos productos con los que puedes llevar a cabo una higiene de tu bebé completa. Te animamos a que lo pruebes y disfrutes de ese momento junto a él.

No te pierdas nuestra sección de tartas de pañales y regalos originales para bebés en nuestra tienda online.

Elige los mejores artículos de aseo para recién nacido en Entre Tartas y Pañales

Ya que hemos repasado cómo asear a un bebé recién nacido correctamente, es posible que te surjan muchas dudas a la hora de elegir los mejores productos de aseo para el bebé, queremos ayudarte a seleccionar lo más adecuado y mostrarte como hacer una cesta de aseo para bebé que sea práctica y bonita.

Puedes crear tu cesta de aseo totalmente personalizada y a tu gusto en unos simples pasos:

  • Elige el tamaño de tu cesta. En función de las cosas que quieras incluir en el producto «Crea tu canastilla personalizada a medida» y agrégala al carrito.
  • Añade al carrito los productos de aseo para el bebé que quieras que contenga tu cesta: capa de baño personalizada, productos Mustela de higiene para el bebé, termómetro de baño, muselinas, body, pañales, cepillo y peine, cambiadores, juguetes de baño, etc.
  • Nosotros nos encargamos de montar y preparar tu cesta de aseo para el bebé y entregarla en la dirección que nos indiques perfectamente envuelta en papel celofán y con lazo a juego y tarjeta de felicitación con el texto que nos indiques.

Con estos sencillos pasos tendrás una cesta de aseo para bebé perfecta y con todo lo necesario para el cuidado y el aseo diario del recién nacido a mano.

También te puede interesar